Se buscan las vespas más originales

Piaggio Madrid
Las vespas han formado parte de nuestra vida desde siempre. Recuerdo a estrellas del cine de la talla de Anthony Quinn, Dean Martin o John Wayne subidos a una de ellas. Aunque la que más me viene a la memoria es la de Audrey Hepburn y Gregory Peck ya cuando disfrutaron montados en una scooter en la película Vacaciones en Roma de los 50s. Una moda que no pasa de moda, por eso yo siempre echo un vistazo a la web piaggiovespaunimoto.com, en busca de gangas.

Durante una de mis visitas a su concesionario Piaggio en Madrid, y como saben que soy un amante de las vespas, me comentaron que en Valencia, en un centro comercial, se iba a realizar un homenajear a este simbólico modelo y buscaban a las más originales. Así que allí que me fui.

La verdad es que fue una gozada. Se expusieron las 20 Vespas más originales y los visitantes pudimos votar a las más especiales. Además el día del estreno se realizó una quedada multitudinaria de Vespas y Lambrettas que hicieron que Valencia retroceda en el tiempo, a los años 60 o 70, momento álgido de este modelo de vehículo. Las motos hicieron un recorrido por la ciudad cuya salida y llegada tuvo lugar en el centro comercial.

La verdad es que no sé que tienen estas motos pero es que me vuelven loco. No hay día que no me dé una vuelta por cualquiera de los concesionarios Piaggio de Madrid, casi nunca compró, cosas de la economía, pero me sirve para disfrutar y deleitarme la mirada. Aunque lo que más me gustó fue ver a mi hijo pequeño disfrutar de todo, ya que también hubo su versión mini.

Cada vez veo más motos Piaggio en Madrid. Está de moda. Y es que para recorrer las calles de la capital es perfecta. Así te evitas los atascos y tener que aparcar, algo que en Madrid es horrible. O tienes plaza de aparcamiento, que normalmente supera los 120 euros de arrendamiento, o tienes que usar el trasporte público, con la pérdida de tiempo que eso supone.

Construidas por primera vez en las instalaciones de Piaggio en Pontedera (Italia) en 1946, las míticas Vespas han recorrido las carreteras de medio mundo en sus 69 años de vida y se han convertido en uno de los vehículos más venerados por los amantes del mundo de las dos ruedas. La verdad es que es todo una gozada.

Ahora tengo entre ceja y ceja una Piaggio X EVO 125, una scotter de máxima seguridad, con refrigeración líquida e inyección electrónica. Se puede ver en piaggiovespaunimoto.com. Y el precio no es el problema, que está muy bien, vale 2.699 euros, el problema se llama: mujer. Pero esa, es otra historia.

Muchas veces me dicen que qué estaría dispuesto a hacer por una Piaggio y yo les digo que me niego a responder, porque quizás la respuesta pueda hacer daño a mis familiares. Fuera de bromas, creo que es mi pasión y que moriré enamorado de ellas.

Deja una respuesta